Seguidores

sábado, 29 de diciembre de 2012

Conociendo a Clarisa


V.

Los ojos


Sus ojos brillaban, gritaban alegría....así los vi el primer día que chocaron con los míos

, cuando lo conocí. me sentí gustada...
y ya mi mente fantaseaba tratando de adivinar, que estrategia tomaría, para mi corazón conquistar.
Sus ojos brillaban, con un azul turquesa que imitaban el color del mar en un día radiante de sol, los vi llenos de vida, sentí deseos de conocer y de pertenecer a ese mar, a ese nuevo mundo que conocía...
el tiempo hizo historia, tardó un año casi en entrar en confianza...en decirme un piropo, en invitarme a salir.
Empecé a volar, con todo lo que prometía ese encuentro, confié, creí y compré cada palabra dicha, cada mirada, cada beso, cada caricia....dos semanas después todo se derrumbó, de golpe, como un cachetazo, empecé a ver como cada palabra se transformaba, habían querido decir otra cosa....sentí la daga del engaño clavada en mi corazón..una vez mas, las palabras sonaron a versos dichos, para conseguir solo lo buscado para ese momento....sentí que caí una vez mas en los brazos del lobo...como Caperucita, y el dolor de verte cada día se empezó a transformar en un arma poderosa para defenderme de próximos ataques......y el tiempo lo curó en apariencias, guardé las armas, y volví a creer y a soñar con esos ojos turquesa....el juego entre los dos se reinició, pero ya sus palabras sonaban a desentendimiento....me di cuenta; sólo me queda repetirme,  que no debo volver a mirarlo a los ojos, sólo mirarlo a la cara, sin caer en sus miradas de ojo a ojo....ese es el peligro mayor. y el tiempo volvió a pasar y volvió el hombre de hermosos ojos a intentar acercarse, acepté dar una oportunidad mas a escuchar y todo comenzó de nuevo pero esta vez no paró mas, ya pasaron casi cuatro años y la pareja se consolidó, yo comprendí que sus temores eran un reflejo de los mios y con amor, con mucho amor estamos en esta relación...él nunca me dijo Te Amo, pero siento su amor en sus actos. 

A.T.

viernes, 21 de septiembre de 2012

Conociendo A Clarisa


4.
Esta mañana despertó con la certeza de quien era, cada sensación era como una nueva puerta que se abría, un nuevo descubrimiento, un nuevo lugar que conocía, y lo que más la complacía era que ya no tenía miedo, que se sentía fuerte siendo quien era, ella! sin necesidad de máscaras ni de buscar respuestas afuera, que sólo le dieron verdades con fecha de vencimiento. Hoy era un nuevo comienzo, para vivir la vida, con la alegría de saber que elegía hacer,  lo mejor de su vida el resto de su vida!
Próxima estaba  de cumplir años, cumplirá 50 años, y aunque antes se sentía que eran muchos, ahora le daba un nuevo sentido, una nueva frescura completa de alegría de saber que tenía un lugar donde ir, un lugar seguro y completo de amor, ese lugar el más seguro de todos lo que jamás haya conocido….su corazón.
A.T.

lunes, 16 de julio de 2012

Conociendo a Clarisa


2.
Clarisa corría por la playa…sola, como abandonada, sola con sus lágrimas que le caían por las mejillas.
Sola tratando de llegar a algún lugar, un lugar soñado, de amor, de sueños y de pasión.
Corría con el viento…corría desconsolada…y la angustia pujaba por salir, por ser ahogada o por ser silenciada, pero de lo que estaba segura es que ya,  no quería sentirla más…quería liberarse y ser feliz,  ¿era eso un imposible?
Pero que había desatado tal estado…
Creía que siempre era lo mismo, el desamor, o la desilusión…creía, soñaba y después la realidad le daba el golpe de gracia. Esta vez creyó que iba a ser distinto, que ese príncipe la iba a rescatar en su caballo alado y la llevaría a un mundo de amor y felicidad….juntos, de pasión , una y otra vez había imaginado las escenas de besos y caricias…él prometió no irse mas de su lado, pero volvió a repetirse la escena del pasado, se fue con esa otra mujer, esa que imaginaba debía ser muy especial, ya que la dejaba a un lado por ella, a un lado olvidando promesas…pensó que ya era tiempo de poner punto final a la historia, de cerrar ese capítulo que tantas veces repitió, que ya era hora de superar ese tipo de personas.
Lloró, lloró hasta que sintió que no había mas por sacar…sintió un cansancio repentino, decidió volver y recostarse, recuperar la energía perdida, dejarse estar un rato, mientras volvía de a poco a sentirse bien.
AT


domingo, 10 de junio de 2012

Conociendo a Clarisa

1.

Miraba el movimiento de las olas... como iban y venían por la playa...Clarisa disfrutaba de ese momento y lo nombraba como "su momento", desde que era joven le gustaba tener esos minutos , esas horas de soledad donde podía disfrutar de sus pensamientos y de poder estar con ella misma sin interrupción... a veces esos momentos eran de contemplación de todo lo que la rodeaba.... otras veces era el momento de recordar o de revivenciar el pasado, de tratar de volver a ver como era ese pasado con sus detalles, sus sonidos, sus olores... y no sólo la sensación que le quedó de esos momentos. El sonido de una ola desvaneciéndose en la arena la trajo de vuelta al presente, observó el sol, el agua...respiro ese aire fresco....y decidió que era tiempo de volver.

AT(10/06/2012)


domingo, 8 de enero de 2012

Sigo....

En mi centro sentada estoy, mirando los minutos pasar como en cámara lenta, estas ahi delante de mis ojos....y no te conozco, lo sé.... quiero descubrirte, déjate ver...no hay peligro en eso....mis ojos se llenan de lágrimas, cuando miro  tus ojos tristes... que escondes ahí dentro?...y siento el deseo de entrar y sanar tus heridas....aún sabiendo que eso hará que salga de ahí lastimada... y entonces recuerdo...que todo lo que esta enfrente mio es también un espejo....cada ser, cada situación, cada cosa que me cruzo en el camino es un espejo donde puedo mirarme....y ya no adivino....sólo observo...en cámara lenta!...que esta ahí... para mi.....vos...yo....vos. 
Quiero estar mas cerca...mas cerca... sabiendo que tengo que alejarme, alejarme, aunque eso duela. Vuelvo a centrarme...miro los minutos....los segundos... pasar en mi, como en cámara lenta.


AT