Seguidores

viernes, 15 de diciembre de 2017

Conociendo a Clarisa

IX

Viajando cuando volvía de su trabajo...mirando a la gente por la calle, como se vestían, como caminaban, como eran sus gesto....hasta que se vió reflejada en una ventana, vió un rostro cansado, marcado por algunas arrugas, pero sobre todo le llamó la atención su gesto....un gesto como amargado o triste....y en ese instante trató de buscar en sus recuerdos aquellos momentos en que se sintió feliz, plena, aquellos donde reía a carcajadas....pero...le costó, encontró los primeros y vinieron mas....de diferentes épocas, diferentes personas, otras compañías, otras ciudades.....requiere práctica,  pero se prometió darse todo los dias recuerdos felices....y mas sonrisas, que cada momento de ahora en mas, iban a ser de mayor disfrute y alegría.

Vacios

Te conozco, me eres tan familiar...que creo ya eres parte de mi, de mi ser, de mi esencia.....y ya me acostumbre a ti....aunque pocas veces me anime a acercarme demasiado, me das miedo cuando estoy muy cerca...me haces sentir muy incomoda...me siento con mucho temor de sentir con toda mi atención  que tienes para decirme....Vacío...has estado ahí desde hace tanto tiempo....me he acostumbrado a ti, a tu presencia persistente a la espera de mi...de mi atención, Vacío, cuando has llegado? ya no lo recuerdo!

martes, 13 de mayo de 2014

Conociendo a Clarisa

VIII

Estos días, se encontraba confundida, con cierta tristeza, se hacía muchas preguntas que muchas de ellas no podía responder....no encontraba la respuesta a tantos interrogantes que tenía en su cabeza...como seguir el camino sin saber si estaba yendo por el que tenía que ir, por el que deseaba ir......no sabía si por donde iba era donde quería estar.....
no sabía si era amada, nunca se lo decía...lo daba a entender....ella esperaba siempre sorpresas de parte de él...."algo" que le dijera que la amaba, pero esa espera se iba transformando en frustración, en tristeza....pero no por lo que él no podía dar, sino por ella, por no buscar lo que realmente deseaba, por no saber pedir....por estar ahí por compañía, por tener un plan para hacer.... pero todo eso no le daba amor.
Se preguntaba si no recibía lo mismo que daba...
AT

domingo, 24 de febrero de 2013

Conociendo a Clarisa

VII

Aceptación incondicional



te pasó alguna vez que querías o  esperabas que el otro actúe como vos querías?, a mi muchas veces y repetía hasta el cansancio mio y de quien me escuchaba..."me enoja que me diga esto, me enoja que haga esto...me enoja que no haga tal cosa....y esperaba que algo de eso sucediera, aunque fuese mínimo.!!, así hasta que el otro día hablando con mi amiga, me dijo algo tan simple como : " pero vos esperas o querés que él cambie para sentirte bien?, que tal si lo aceptas como es?"
ja...ja....y...me dí cuenta que no estaba siendo congruente, no estaba aceptando incondicionalmente al otro....estaba queriendo cambiarlo, estaba queriendo que actúe como yo necesitaba que actúe, y sentia tanto enojo, tanta frustración porque eso nunca sucedía!!!
darme cuenta de eso me llevó a sentirme mas suelta, mas libre, mas feliz, liberada de la "jaula"....no sé que voy a hacer ahora, ahora que me solté del otro y me agarro de mi misma, no sé, pero ahí es donde aplico la aceptación incondicional para mi misma, ya no tengo que actuar o ser o hacer de tal manera según quieran los de afuera, los que me rodean, ahora me contacto conmigo, y me pregunto con amor, con paciencia y con mucho afecto: " que necesitas ahora en este momento?....espero tranquila oir mis propios sonidos, mis propias palabras, mis propias sensaciones".



A.T.

domingo, 3 de febrero de 2013

Conociendo a Clarisa

VI

Máscaras

¿Quien soy cuando no soy?


Anoche comprendí, que las mascaras que usamos nos engañan, nos traicionan, nos juegan una mala jugada, se nos vuelven en contra...
Me di cuenta que me alejan de lo que verdaderamente quiero, sufriendo por esa distancia.
También descubrí que esas máscaras que nos ponemos, en un principio las utilizamos para lograr algo o para conquistar a alguien...y es bueno en un principio y de a poco vamos descubriendo que eso, no es lo verdaderamente deseado...trayendo consigo soledad, tristeza y dolor...
quiero ser mi verdadero ser con todo lo que eso significa, con todo lo que eso me traiga o me aleje....quiero dejar caer todas esas máscaras, por que cuando eso suceda......sucederá lo verdadero.

A.T.

sábado, 29 de diciembre de 2012

Conociendo a Clarisa


V.

Los ojos


Sus ojos brillaban, gritaban alegría....así los vi el primer día que chocaron con los míos

, cuando lo conocí. me sentí gustada...
y ya mi mente fantaseaba tratando de adivinar, que estrategia tomaría, para mi corazón conquistar.
Sus ojos brillaban, con un azul turquesa que imitaban el color del mar en un día radiante de sol, los vi llenos de vida, sentí deseos de conocer y de pertenecer a ese mar, a ese nuevo mundo que conocía...
el tiempo hizo historia, tardó un año casi en entrar en confianza...en decirme un piropo, en invitarme a salir.
Empecé a volar, con todo lo que prometía ese encuentro, confié, creí y compré cada palabra dicha, cada mirada, cada beso, cada caricia....dos semanas después todo se derrumbó, de golpe, como un cachetazo, empecé a ver como cada palabra se transformaba, habían querido decir otra cosa....sentí la daga del engaño clavada en mi corazón..una vez mas, las palabras sonaron a versos dichos, para conseguir solo lo buscado para ese momento....sentí que caí una vez mas en los brazos del lobo...como Caperucita, y el dolor de verte cada día se empezó a transformar en un arma poderosa para defenderme de próximos ataques......y el tiempo lo curó en apariencias, guardé las armas, y volví a creer y a soñar con esos ojos turquesa....el juego entre los dos se reinició, pero ya sus palabras sonaban a desentendimiento....me di cuenta; sólo me queda repetirme,  que no debo volver a mirarlo a los ojos, sólo mirarlo a la cara, sin caer en sus miradas de ojo a ojo....ese es el peligro mayor. y el tiempo volvió a pasar y volvió el hombre de hermosos ojos a intentar acercarse, acepté dar una oportunidad mas a escuchar y todo comenzó de nuevo pero esta vez no paró mas, ya pasaron casi cuatro años y la pareja se consolidó, yo comprendí que sus temores eran un reflejo de los mios y con amor, con mucho amor estamos en esta relación...él nunca me dijo Te Amo, pero siento su amor en sus actos. 

A.T.